La Barriada/Martín Aguilar/No todo es miel sobre hojuelas

Si algún signo de misoginia permanecía en el PRD, al menos en la CDMX esa idea quedó sepultada luego de que los consejeros políticos decidieran que dos mujeres sean quienes dirijan los destinos del sol azteca en la capital.

A la cabeza del partido fue electa, por unanimidad, la exdelegada Nora Arias Contreras, quien estará acompañada en la secretaría general por Araceli Moreno Rivera que, efectivamente, es la hermana de Julio César El Nenuco Moreno.

Este dato es importante porque indica que en verdad hubo una operación cicatriz entre los grupos que buscaban el poder al interior, que llevaban más de un año con el cuchillo entre los dientes.

A pesar de que el grupo Fuerza Democrática, que al interior apoyaba la postulación de la exdelegada en GAM, siempre tuvo amplia mayoría hacia adentro y hacia fuera del partido, El Nenuco nunca había aceptado quedar al margen de la dirección.

Aunque hay arreglo, está claro que luego de medir fuerzas, Nora será quien lleve la voz cantante del sol azteca en la capital, y Araceli será quien cubra el espacio que en un principio Julio César reclamó para su otro hermano, Israel, que no fue considerado.

Como quiera, al rendir protesta como nueva presidenta del PRD capitalino, el otrora partido mayoritario en la ciudad inicia formalmente su lucha por el resurgimiento, y está —ahora sí— en condiciones de empezar a explorar una alianza entre partidos de oposición.

Antes de esta elección interna, el diputado Víctor Hugo Lobo había celebrado reuniones informales con sus colegas Mauricio Tabe, del PAN, y Tonatiuh González, del PRI, para empezar a dibujar una acción coordinada en 2021.

Ahora que esos partidos ya tienen dirigentes formales, llega el momento de ver más en serio si van juntos a tratar de arrebatarle a Morena la mayoría que en 2018 ganó en alcaldías y en distritos que corresponden a la CDMX.

Y, en una de ésas, igual se les une el PVEM, que por conducto de Jesús Sesma ha estado en las pláticas con los partidos opositores, sólo habría que esperar a que su dirigencia nacional le autorice esta alianza en la capital, ya que, a nivel federal, está apoyando a Morena.

En el caso del PRI, los perredistas tendrían que revisar sus propios estatutos para ver si no hay impedimento para unirse a ellos, ya que, en determinado momento, cuando el tricolor era la cabeza de La Mafia del Poder, juraron jamás ir con ellos.

Como quiera, el PRD apostó a que dos mujeres los dirigieran rumbo a su recuperación en la capital, donde fue un partido fundamental para ampliar los derechos ciudadanos, y que pueda “brillar el sol de nuevo” en la capital, como dijo Arias en su toma de posesión.

Por cierto, la asunción de las mujeres al poder amarillo coincidió con la marcha que colectivos feministas realizaron ayer para el fin de la violencia de género.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s