Madero propone iniciativa para hacer deducibles las computadoras y útiles escolares

Rebeca Marín

El senador de la bancada del PAN, Gustavo Madero, presentó una iniciativa para modificar la fracción IX del artículo 151 de la Ley de Impuestos Sobre la Renta (ISR), para que sean deducibles de impuestos no sólo las colegiaturas, sino también las computadoras y útiles escolares.

Su objetivo es establecer deducciones personales los pagos por bienes, es decir, deducir las compras de útiles escolares y computadoras y evitar la gran desigualdad de acceso de oportunidades que se está generando con esta pandemia y que los niños se rezaguen por no tener recursos.

“Una iniciativa para deducir los gastos educativos, no sólo los gastos de las colegiaturas. Sino incluir también la deducción total para educación inicial y superior. Y para todos los otros útiles y accesorios que serán utilizados en la educación en línea”, destacó Gustavo Madero en conferencia de prensa virtual.

El senador de Chihuahua refirió que los incentivos fiscales presentados por el gobierno federal no contemplan beneficios para la educación inicial y superior.

Además excluyen los gastos inherentes a la educación como son los útiles escolares o la adquisición de equipo de cómputo tan necesario para miles de familias en este regreso a clases virtual, debido a la pandemia.

“Lo estamos haciendo por hoy la educación será en línea y las familias tendrán que adquirir materiales de cómputo, teléfonos inteligentes y tener acceso a la red, para estar al corriente con esta nueva modalidad educativa a distancia: por internet y por televisión”, destacó.

Por el momento la iniciativa fue turnada a la Cámara de Diputados para su análisis.

Por la pandemia, el regreso escolar presenta un gran reto, pues ha forzado que el gobierno federal instalara la modalidad de educación a distancia en los niveles preescolar, primaria, secundaria y bachillerato, recordó Madero Muñoz.

Actualmente hay 30 millones de estudiantes en los 16 grados escolares, lo que implica que existan menos oportunidades de aprender en casa, mayores costos para sus familias por razones de cuidados y mayor riesgo de abandono escolar una vez superada la pandemia debido al retraso escolar. Incluso significa una alimentación deficiente en ausencia de desayunos y demás alimentos escolares, destacó el senador.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s