AMLO y La Casa Blanca coinciden en que Greg Abbott no debe entrometerse en temas de migración

Martín Aguilar

Casa Blanca recordó este viernes al gobernador de Texas, Greg Abbott, que es competencia del gobierno federal decidir sobre inmigración y que no se "entremeta" en ese tema, sobre todo cuando en el pasado sus acciones han causado "caos" y "confusión" en la frontera.

Así reaccionó la portavoz de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, a la orden que ha dado Abbott para que las fuerzas de seguridad de Texas detengan a los migrantes indocumentados y los lleven de vuelta a los puertos de entrada, una medida que ha rechazado el gobierno de México.

"La aplicación de las leyes de inmigración es algo que compete a las autoridades federales y los estados no deberían estar tomando decisiones o entrometiéndose en eso. Especialmente el gobernador de Texas Abbott, que tiene un historial de causar caos y confusión en la frontera", dijo Jean-Pierre.

La medida de Abbott podría generar un enfrentamiento en los tribunales con el Gobierno de Joe Biden sobre a quién le corresponde manejar la política migratoria del país, algo que hasta ahora compete a las autoridades federales.

Bajo la ley federal, los guardias de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) son los que tienen autoridad de detener a los migrantes y devolverlos a los puntos de entrada, mientras que las fuerzas estatales en algunos casos pueden retenerlos y entregárselos a los agentes fronterizos para que ellos les deporten.

Lo que hace la orden de Abbott es abrir la puerta a que las fuerzas estatales desarrollen en la práctica las mismas acciones que las federales.

Todavía hay varias incógnitas sobre cuáles son exactamente las consecuencias de la orden de Abbott y cómo se está aplicando sobre el terreno.

La región vive un flujo migratorio récord hacia Estados Unidos, cuya Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza ha detectado a cerca de 1.4 millones de indocumentados en la frontera con México en lo que va del año fiscal 2022, que inició en octubre pasado.

En su conferencia mañanera de este viernes en Palacio Nacional, el presidente Andrés Manuel López Ordaor dijo que el gobernador de Texas se “está extralimitando” por el tema migratorio.

“En efecto, él se está extralimitando, no le corresponde legalmente tomar esa decisión, es algo que tiene que ver con el gobierno federal en Estados Unidos; sin embargo, como hay elecciones en noviembre, entonces buscan el sensacionalismo, el amarillismo, piensan que así van a tener simpatía los de un partido o los de otro.

“Con nosotros no van a contar porque, aun cuando somos respetuosos de la soberanía de los países, pues no vemos bien que haya campañas antiinmigrantes con propósitos electorales, lo considero inmoral, politiquero”, dijo.

“Ahí en Texas hay políticos de origen mexicano, hay políticos de origen cubano, hay políticos también de origen asiático, y qué van a estar apoyando a partidos o a políticos inhumanos, retrógradas, que están pensando en muros y en el uso de la fuerza y militarizar, cuando lo que se tiene que pensar es en la unidad y la fraternidad universal.

“¿Qué, no está en la Biblia que hay que proteger al forastero, que no hay que maltratarlo? Y muchos son evangélicos o católicos ¿y por qué no cumplen con las escrituras? ¿Y por qué esa hipocresía, ese doble discurso? Y más para sacar votos, es muy vulgar hacer eso.

Y no tiene fundamento legal; además, porque no les corresponde. Es como si aquí el gobernador… ¿De dónde?, porque me van a decir: ‘Cambia de ejemplo’”, agregó.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s