FGR investiga posibles delitos fiscales vinculados a la mina siniestrada

Martín Aguilar

Horas después, la Fiscalía General de la República (FGR) informó que investiga posibles delitos federales vinculados con lo ocurrido en el pozo minero. “Se desarrolló el plan de trabajo correspondiente con las tareas de criminalística de campo; fotografía forense; entrevistas de testigos; identidad de propietarios ocupantes de la mina o pozo carbonero; e identificación de los trabajadores afectados”, indicó la institución a cargo de Alejandro Gertz Manero.

Los diez mineros permanecen atrapados en un túnel a unos 50 metros de profundidad luego de que una explosión provocó el derrumbe de una pared y con ello una inundación, puesto que varios túneles se encontraban llenos de agua procedente del río Sabinas. El accidente ocurrió cuando los trabajadores hacían excavaciones y se toparon con un área llena de agua que, al derrumbarse, provocó una inundación que los dejó atrapados.

Un equipo de rescate compuesto por buzos especializados perteneciente a la Secretaría de la Defensa Nacional está en la mina de Las Conchas a la espera de que avancen los trabajos de bombeo para que el nivel del agua descienda y con ello realizar una entrada segura a los túneles en que se encuentran atrapados los diez trabajadores.

De acuerdo con Laura Velázquez Alzúa, titular de Protección Civil del Gobierno federal, el lugar del accidente se encuentra a 350 metros de una afluente del río Sabina y a 370 metros de la mina Concha Norte. En este sitio del siniestro se localizan tres pozos, los cuales se encuentran inundados.

Los trabajos de rescate iniciaron con la instalación de bombas con la finalidad de bajar el espejo de agua para que los cuerpos de búsqueda y rescate puedan ingresar de manera segura a la mina y sacar a los trabajadores atrapados.

Cinco trabajadores lograron escapar del derrumbe. Uno de ellos, Fernando Pompa, relató cómo logró subirse a un carro para transportar carbón luego de que el accidente desató una violenta inundación. “Hay esperanza de que haya una burbujita de aire”, declaró.

Sergio Martínez, cuyo hermano José Luis Martínez, de 34 años, está atrapado, dijo que los mineros le dijeron que escucharon un estruendo acompañado de una fuerte ráfaga de aire. Los trabajadores que estaban ya en la superficie de la mina corrieron a lanzar cuerdas a sus compañeros aislados, logrando rescatar a unos pocos.

“Tenemos esperanza de que ocurra un milagro solamente para que salgan con vida”, dijo Martínez.

Al momento se han extraído aproximadamente 30 mil metros cúbicos de agua luego de varias jornadas de labores con 19 bombas para desalojar el líquido que inundó la mina.

Apenas el año pasado, siete mineros más perdieron la vida en Coahuila después de que se inundara el área donde trabajaban en una mina en el poblado de Rancherías.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s