La Barriada/Martín Aguilar/Sin Gertz no hay nada

El pasado viernes el presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que el Fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero, “está muy bien” de salud.

“Está muy bien Alejandro Gertz Manero, está haciendo su trabajo. Pues como todos, necesitamos a veces de alguna reparación.

“Pero está muy bien. Y es una buena persona, un buen servidor público y está trabajando”, dijo el presidente.

Si embargo, ese mismo 20 de enero, Alonso Castillo Cuevas nieto de Laura Morán Servin, pareja de Federico, hermano del fiscal, lo des mintió:

“Dese hace tiempo Gertz Manero tiene cáncer, con dolores insoportables en la columna vertebral.

“Motivo por el cual desde hace por lo menos cuatro semanas es cuidado en una clínica en Baltimore.

“Lo operaron de emergencia. El cáncer lo tiene en el páncreas y todo indica que este tumor se va a seguir extendiendo”, narró vía Twitter, Castillo.

Ese mismo día el columnista Darío Celis publicó qué el secretario de Gobernación, Adán Augusto López asumió de facto el control de la FGR e instruye a Juan Ramos, titular de la Fiscalía Especializada en Control Competencial.

López Obrador evitó responder el viernes cuestionado sobre el control que tomó de la Fiscalía, Adán Augusto.

La tarde de este sábado corrió como pólvora en redes sociales que el funcionario había fallecido. Pero ningún dato oficial desmintió ni confirmó la versión.

Lo cierto es que el Estado mexicano ha ocultado a la opinión pública la situación de salud del poderoso servidor público.

La FGR es una entidad autónoma. Y los únicos que pueden decidir el futuro del Fiscal -según el Artículo 102 de la Constitución- es el presidente y el Senado.

Ello sucede en dos escenarios. El primero, que, ante la ausencia del Fiscal, el Senado deberá integrar una lista de al menos 10 candidatos y aprobarla por las dos terceras partes del pleno para enviársela al Ejecutivo.

Pero si el presidente no recibe la lista en 20 días, enviará una terna al Senado y designará provisionalmente al Fiscal.

El segundo escenario, es que el Fiscal podrá ser removido por el Ejecutivo debido a “causas graves”, con la objeción del Senado en un plazo de 10 días.

El caso de Gertz desató una ola de especulaciones en redes sociales, y cuestionamientos sobre su inmensa fortuna y la atroz persecución a la familia de la pareja de su hermano Federico.

Incluso, usando el término obradorista ya están “zopiloteando” al Fiscal, al ventilarse nombres de posibles sucesores:

Arturo Zaldívar, Juan Ramos, Eva Verónica de Gyves Zárate, Olga Sánchez Cordero, Ricardo Monreal, Bernardo Bátiz, Renato Sales, María Estela Ríos y Rafael Guerra Álvarez, todos de estirpe morenista.

PROSPECCIÓN… El recién electo presidente del Tribunal Federal de Justicia Administrativa (TFJA), Guillermo Valls, designó a Oralia Luna Vargas, directora general de Comunicación Social en sustitución de Guillermo Chao Ebergenyi. La instrucción para Luna Vargas es erradicar en el área la ineficiencia generada durante los últimos años. La llegada de Oralia fue aplaudida en el Tribunal.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s